5 de enero de 2011

Tu puedes continuar.

Hay alguien que ya no está a tu lado… ¿Qué hacer?. Comienza por entender esto: algo ah cambiado en tu vida; precisamente por eso, porque estás viva, y vivir significa estar constante movimiento y transformación. Ha ocurrido algo que no estaba en tus planes. La naturaleza cambia, y así como la tierra se renueva constantemente, tú también lo haces. A veces, los cambios surgen de manera imperceptible, pero otras, no tanto. Te sorprenden te resistes a transitar. Sin embargo, debes continuar. Ya no eres la misma, pero eso no significa que tu marcha se detiene y que todo acabo para ti. Es sólo una experiencia que se termina. Es doloroso y cuesta comprenderlo, pero es necesario. Lo primero que debes hacer para seguir caminando es aceptar el desafió de comenzar una vez más. No importa cuánto te cueste, no importa cuánto demores. Esto no es el fin, al contrario: es un renacimiento. El inicio de otra etapa, la oportunidad de una nueva vida.  

No hay comentarios:

Publicar un comentario

No te copies ;)