8 de febrero de 2011

Los débiles de corazón no pueden olvidar las ofensas. Perdonar es cosa de fuertes. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

No te copies ;)